Aviso Legal

LA QUIROPRÁCTICA, a pesar de estar reconocida como profesión sanitaria por la Organización Mundial de la Salud (O.M.S.), y de tener carácter sanitario en la mayoría de los países desarrollados del Mundo, entre ellos muchos países europeos como Reino Unido, Francia, Portugal, Italia, Dinamarca o Suiza, y en algunos de ellos con reconocimiento de profesión sanitaria de salud básica, NO ES UNA PROFESIÓN SANITARIA Y NO HA SIDO OBJETO DE REGULACIÓN EXPRESA EN ESPAÑA. Al ser la normativa sanitaria una cuestión de Derecho interno y reservado a la Soberanía de cada País miembro de la UE, la profesión quiropráctica en España se encuentra en una situación de vacío normativo. Desde la Asociación Española de Quiroprácticos (A.E.Q.) se ha solicitado ante las Cortes y los Ministerios competentes en materia de Sanidad y Educación que el Parlamento impulse el proceso legislativo que reconozca el carácter sanitario y la sustantividad propia de la profesión quiropráctica. En los países que cuentan con regulación legal, la licenciatura en Quiropráctica se obtiene al finalizar los programas educativos de 5 o 6 años.

La A.E.Q. fue creada y reconocida por el Ministerio del Interior en 1986, incluye a 250 miembros que posean un título universitario reconocido por el Consejo de Educación Quiropráctico Europeo, lo que garantiza el cumplimiento de los más altos estándares de calidad en el ejercicio de esta profesión a nivel Europeo, pero lamentablemente, hasta la fecha, nuestros títulos y diplomas NO SON TÍTULOS OFICIALES EN ESPAÑA.

El sitio web www.duffyquiropractica.com proporciona información sobre los servicios profesionales de Duffy Quiropráctica, propietaria de los contenidos de esta web. Los contenidos de este sitio web se ofrecen con fines informativos. El propietario no es responsable del contenido ni de las declaraciones y opiniones expresadas por terceros en el sitio web. Los contenidos del sitio web no constituyen ni pretenden sustituir el asesoramiento profesional de salud, ya que LA QUIROPRÁCTICA NO ES UNA PROFESIÓN SANITARIA Y NO TIENE REGLAMENTACIÓN EXPRESA EN ESPAÑA, por lo que el titular no asume ninguna responsabilidad, directa o indirecta, que pueda derivarse del uso de dicha información.